El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Panspermia

Muchas veces he pensado con la posibilidad concreta de que nuestra vida haya llegado del espacio exterior, como vos, como muchos, pero sin pruebas científicas, sólo con las débiles pruebas de los creyentes en ovnis, que nos dicen que nos han traído platos voladores hace ya mucho tiempo para colonizar la tierra. De esta manera nos queda por seguir investigando en los pasajes secretos de nuestros genes, pues la historia del pasado del hombre en la tierra queda supeditada al futuro,ir desentrañando en los registros del mapa del Universo Cósmico al mismo tiempo que en el mapa de la Tierra, la sucesión de los hechos trascendentales acerca de nuestros Padres Celestiales y Terrenales.

Tuve la suerte de leer unas palabras del Dr. en Física Adrián Silva que dice así:
"A principios del Siglo XX, el químico sueco Svante Arrhenius especulaba con la posibilidad de la Panspermia es una teoría y estudio acerca de que desde el Espacio Exterior llegaron a la Tierra estructuras con residuos biológicos, como material genético, proteínas, e incluso bacterias. Más tarde, el astrónomo Fred Hoyle, y su colega de origen hindú, Nalin Chandra Wickramasinghe, vieron en los cometas el medio ideal para transportar vida de un sistema planetario a otro.

Hoy se sabe que los cometas son inmensos cuerpos irregulares hechos de hielo (¡agua!) en estado amorfo, muy fríos y con un manto de carbono. El ácido cianhídrico (HCN), por ejemplo, en un medio líquido, puede dar lugar a macromoléculas precursoras de algunas proteínas. También se detectaron trazas de aminoácidos como la alanina, presente en las formas vivientes terrestres.
Los cometas se formaron junto con el sistema solar, hace unos cinco mil millones de años. Desviados de sus órbitas por perturbaciones gravitatorias, algunos son capturados por estrellas cercanas y otros caen hacia el interior del sistema solar De hecho, sobran evidencias de antiguos impactos de cometas y asteroides contra los planetas y sus lunas y gran parte del agua que forman los océanos es de origen cometario. A su vez, los cometas se pueden dar en todas las estrellas.

Texto revelador, impulsa la idea de nuestros orígenes cósmicos

Hoy se sabe que la Tierra recibe unas 100 toneladas diarias de material de origen extraterrestre que cae en forma de fino polvo.
Parece sorprendente, pero también sabemos que el hierro que posee nuestra hemoglobina no es de origen terrestre, sino que se formó en el interior de una estrella precursora de nuestro Sol.
También se sabe que en las densas nubes interestelares existen, entre otros, carbohidratos similares a la ribosa, azúcar fundamental para la vida de la Tierra.
Allí nacen y mueren cientos de estrellas y cometas que recogen este fértil material. La Panspermia es una teoría discutida. Pero una versión más débil (y creo más realista) nos hace pensar que la interacción de la Tierra con el cosmos puede haber facilitado, y aún ser decisiva, en el surgimiento de la Vida, y que este proceso debe repetirse por doquier.

Ir arriba